56

enero de 2016

telmo tiene 2 años y 11 meses

Para explicarle a Telmo los peligros de la lejía, saco un trapo de cocina y vierto unas gotas sobre él. Al cabo de un rato, el trapo muestra la quemadura de la lejía.

—Pero pobre trapo. Está triste.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *